sábado, 6 de septiembre de 2014

LA magdalena (receta de Xavier Barriga)

Clásicas a la izquierda, integrales a la derecha
Ya estamos de vuelta de vacaciones, y tras un parón (demasiado largo en nuestro caso) no hay nada como un regreso al origen para tomar impulso y subir esta cuesta de septiembre. Por eso nosotros retomamos la senda del bloguerismo (no significa que nos vayamos a poner a postear a tope, que la cabra tira al monte y el perezoso a la pereza) allá donde la empezamos.

Porque las aventuras culinarias del tio Pep empezaron un día que se le ocurrió hacer un bizcocho con una sencilla receta cuyas cantidades se medían en vasitos de yogur (este) y el fascinante espectáculo de verlo subir en el horno le convirtió para siempre en un yonki de la cosa esta de la alquimia culinaria. Y el día que, innovando a tope, se le ocurrió poner la misma masa en cápsulas individuales y hacer algo parecido a magdalenas, se sintió un vanguardista y le dio por abrir este blog.

A partir de ahí las recetas de magdalenas se han convertido en un clásico por aquí, las hemos hecho crujientes, con chocolate y almendra, en cadena, entre otras... y ahora nos llega una nueva versión proveniente del libro de un panadero del que todos habréis oído hablar: Xavier Barriga. Lo mejor de esta receta es que es infalible si se siguen las instrucciones al pie de la letra. El libro tiene un montón de variedades, algunas de las cuales ya hemos probado e irán desfilando por aquí.

Pero hoy, como dijo el Dr. Lecter: "primeros principios, Clarisse": La versión más clásica, por partida doble, de LA magdalena, una integral y una con harina blanca. La segunda está mejor, para qué engañarnos, pero la primera es más sana y ayuda al tránsito, así que vosotros mismos.



Venga, vamos a ponernos al tema:

Magdalenas clásicas y magdalenas integrales (receta de Xavier Barriga)

Ingredientes:

Para las magdalenas clásicas:

125 g de huevo (sí, en gramos, vienen a ser tres huevos más o menos)
175 g de azúcar
60 ml leche
190 ml aceite de oliva suave
210 g de harina floja (de repostería)
7 g de impulsor químico (levadura tipo royal)
una pizca de sal
canela en polvo
ralladura de limón
azúcar mezclado con canela para espolvorear (opcional)

Para las magdalenas integrales:

125 g de huevo (que sí, que es en gramos, vienen a ser tres huevos más o menos)
175 g de azúcar
60 ml leche
190 ml aceite de oliva suave
210 g de harina integral
7 g de impulsor químico (levadura tipo royal)
una pizca de sal
ralladura de limón

Preparación:

1. Pon música, prepara tres boles y calienta el brazo o bien, si tienes, usa un robot amasador.
2. Empieza con las clásicas: Bate los huevos con el azúcar hasta que doblen el volumen. Añade la leche y el aceite por este orden sin dejar de batir.
3. Sobre otro bol, tamiza y mezcla bien la harina, el impulsor, la sal, la canela y el limón.
4. Incorpora 3 a 2 sin dejar de batir. Sigue batiendo un par de minutos.
5. Tapa con un paño y deja reposar en la nevera una hora como mínimo.
6. Repite los pasos 2 a 5 con los ingredientes de las magdalenas integrales.
7. Pasado el tiempo de reposo, precalienta el horno a máxima temperatura.
8. Antes de hornear, bate con energía la masa. Coloca papeles de magdalena en los moldes y la masa en estos, llenándolos hasta tres cuartos más o menos. Si quieres que las magdalenas clásicas tengan la tradicional costrita dulce, es el momento de espolvorearlas con azúcar mezclado con canela.
9. Hornea las magdalenas a 200º entre 14 y 16 minutos (como ya se sabe, cada horno es un mundo)
10. Enfría sobre una rejilla y a disfrutar!





3 comentarios:

  1. Feliz vuelta a casa, Pep. La receta de Xavier Barriga es perfecta y sus magdalenas siempre quedan bien, como las tuyas, con un copete precioso. Feliz finde.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por el comentario. Es verdad que nunca fallan!

      Eliminar
  2. Me encantó la receta con harina integral. Ambas son estupendas. Muchas gracias por enviarme las dos recetas. Buen inicio de semana.

    ResponderEliminar